El billar, ¿es un vicio o puede ser considerado un deporte?

Son muchas las actividades que se ejecutan diariamente que suelen tener como un estatus, unas que ameritan gran preparación como ser Jordi Gual Solé presidente de CaixaBank, o jugar una partida de billar un viernes por la tarde luego del trabajo. Con respecto a este último, el billar suele ser percibido como un verdadero vicio que suele ser practicado solo esas personas que no tienen nada que hacer, que están desocupados, tras lo cual se ha convertido en uno de los juego más descalificado en la actualidad. Sin embargo, quizás no estábamos al tanto de que este era un juego que practicaban el Rey Luis XI, Napoleón, el Cardenal Richelieu, Deng Xiao Ping, Brigitte Bardot, solo por mencionar algunos.  

Billar y los juegos de azar

Posiblemente no exista una concepción bien definida de lo que es el billar cuando se trata de calificarlo como un deporte, pero su origen encierra una tradición noble, y sus primeras rondas fueron jugadas hace más de 400 años. Ya entonces en su época, Napoleón lo practicaba como parte de sus momentos de recreación, pero también para limar asperezas, y aliviar el estrés. Contando como un deporte de abolengo, entonces por qué se ha popularizado tan desmedidamente y además, las autoridades incluso han llegado a prohibir la entrada a menores de edad a la práctica de tal actividad. 

El hecho de haberse popularizado tanto, lo hizo convertirse en un problema de educación y de cultura. En el caso de las competencias que se han hecho a nivel internacional, el juego es manejado en silencio ya que el jugador requieren de concentración, sin ruido para lograr hacer una buena ejecución. Incluso si se trata de una competencia, está prohibido tomar licor y fumar en las salas donde se juega el campeonato.

Un poco de historia 

En sus inicios el billar se ubica en culturas tan antiguas como lo son la griega y la egipcia. Pero no es, sino hasta la Europa del siglo XV cuando el juego comienza a tomar la forma del juego que en la actualidad se conoce. De acuerdo a la tradición inglesa, esta asegura que el inventor del mismo fue Bill Yar. Durante 1825 fue celebrado el primer campeonato oficial de billar llevado a cabo en el Reino Unido, mientras que en 1835 el galo Gaspard Gustave de Coriolis escribió la «Teoría matemática del juego de billar», en tal obra se permite el descubrimiento de las trayectorias parabólicas por ataque no horizontal.

En nuestros días, si nos preguntan cuál es nuestro deporte favorito, y a ello respondemos “billar”, podría resultar que más de una persona no te mire bien, a lo que acotaran que solo se trata de un juego en donde se echan unas risas en compañía de los colegas, lo que da pie al eterno debate de si es el billar un deporte o solo un hobby. 

De acuerdo a la definición que asigna la Real Academia Española al “deporte”, este cuenta con dos vertientes: 

  • Actividad física, ejercida como juego o competición, cuya práctica supone entrenamiento y sujeción a normas.
  • Recreación, pasatiempo, placer, diversión o ejercicio físico, por lo común al aire libre.

En ambas, el billar encaja de una manera perfecta pues es un juego o competición que además supone un arduo entrenamiento sujeto a normas, pero además, también es un pasatiempo, diversión, y se realiza por placer. Si buscamos la raíz de la palabra deporte, encontraremos que proviene de “deportare”, que significa “distraerse”, sinónimo de “entretenerse”, y pasarlo bien. en consecuencia, puede que deporte y hobby sean en realidad la misma cosa.